Cuando la prisa no es la solución

A veces que no pase nada es lo mejor que te puede pasar. Nunca la falta de camino fue el mejor de los caminos. Y nunca el reposo en contestar fue la mejor de las soluciones. Lo mejor no está por llegar. Lo mejor ya está pasando. Saber vivir el momento es solo para privilegiados, mirar más y teclear menos es algo que solo unos pocos saben hacer y cuando lo hacen…Son los mejores.

La prisa te mata, lo sabes. Pero una parada técnica a tiempo es mejor que un retiro forzado cuesta abajo y sin frenos. Por eso, porque lo mejor siempre esta por venir, no te prepares demasiado, no pienses el outfit ni qué puedes o no decir. Estate tranquil@, zen, que lo verdaderamente importante siempre sale solo. Como el mejor de los planes, como la mejor de las compañías.

Share This:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.